¡Dolor!

¡Dolor!

¡”Ya no habrá más llanto, ni clamor, ni dolor!”. Esperanza cierta que se nos promete en Apocalipsis 21,4.

Anuncios Aliexpress
PowerPoints Relacionados